Saltar al contenido

Ivermectina PLM – ¿Para qué sirve?

Ivermectina es una sustancia activa del medicamento Ivexterm. 1 envase contiene 100 comprimidos de 6 mg.

¿Para qué sirve la Ivermectina PLM?

Se utiliza para el tratamiento de ectoparasitosis incluyendo pediculosis (piojos), miasis cutánea, tungiasis, demodecidosis y sarna a nivel sistémico (escabiosis). La ascariasis, la enterobiasis (oxiuriasis), la tricuriasis, la estrongiloidasis y la microfilariasis (causadas por W. Bancrofti, Brugia malayi, Mansonella perstans u ozzardi y Streptocerca), la oncocercosis, la gnatostomiasis, la larva migrans y la ancilostomiasis son ejemplos de parásitos intestinales y tisulares.

¿Qué es la Ivermectina PLM?

La ivermectina es un potente antiparasitario que elimina ectoparásitos como la sarna y la demodecidosis, así como insectos como los piojos, las pulgas de la arena y las larvas de moscas, que son comunes en los miasis.

Para que IVEXTERM® induzca la parálisis y la muerte del parásito, debe ser ingerido por éste. Tiene poco efecto sobre las larvas del parásito y sólo afecta a las fases larvaria, ninfal y adulta de los parásitos. Aumenta la liberación de ácido gamma-aminobutírico (GABA) de las terminales nerviosas y mejora su unión a los receptores postsinápticos, impidiendo la transmisión química a través de la sinapsis nerviosa mediante los canales de aniones dependientes de glutamato o los canales de cloruro dependientes de GABA, interrumpiendo la sensación excitatoria en las sinapsis interneuronales de los nematodos y en las unidades neuromusculares de los artrópodos.

Su biodisponibilidad se multiplica por 2,5 en los alimentos grasos. Tras su administración oral, se absorbe rápida y casi totalmente; 4 horas después, alcanza un pico máximo de 46,6 ng/mL, que disminuye gradualmente; sin embargo, sus metabolitos duran más tiempo, lo que implica un reciclaje enterohepático. La vida media de esta sustancia es de 36 horas.

Se une a las proteínas plasmáticas, especialmente a la albúmina, con una afinidad del 93%. Tiene una amplia distribución en el organismo, con mayores concentraciones en el tejido adiposo y el hígado según los estudios en animales. Se encuentra en bajas cantidades en la leche materna, con un pico máximo que se produce entre 4 y 12 horas después de la administración.