Portada » Remedios caseros para bajar de peso

Remedios caseros para bajar de peso

Perder peso no es sinónimo de morir de hambre o de matarse haciendo ejercicio. Debe ser una combinación de una dieta balanceada y de actividad física. Sin embargo, existen muchos remedios caseros que, además de mitigar el hambre, también ayudan a la pérdida de peso.

Té de Jamaica

La flor de Jamaica es muy común en México y la virtud de ingerirla a modo de infusión es que funciona si se consume fría o caliente. Para preparar el té o agua de Jamaica, se debe poner a hervir 1 litro de agua. Una vez que alcance el punto de ebullición, se debe agregar 2 cucharadas de flor de Jamaica. Se deja hervir por 5 minutos y retirar del fuego. Deje reposar y cuele. Se recomienda tomar entre 3 y 4 vasos de agua de Jamaica, preferentemente 30 minutos antes de ingerir los alimentos. Es importante que, para que promueva la pérdida de peso, no se le agregue azúcar.

Té verde

El té verde es conocido por su propiedad diurética, además de que promueve el efecto de saciedad y da energía. Este tipo de té lo puede encontrar en las tiendas departamentales o en abarrotes. Para potencializar su efecto, puede conseguir jengibre. Ponga a hervir 1 litro de agua y cuando alcance el punto de ebullición, agregue 1 cucharada de té verde y 1 cucharadita de jengibre rallado. Deje que hierva por 5 minutos y retire del fuego. Deje reposar por 10 minutos. Esta bebida la puede tomar durante el día. Al igual que con la infusión de Jamaica, no se debe agregar azúcar.

Licuado de sábila

En México es muy común encontrar entre las plantas del hogar, la sábila. A esta planta se le puede sacar muchos beneficios, debido a que su pulpa es ideal para muchas cosas, pero, principalmente, para perder peso.

Para realizar el licuado, se debe cortar una hoja de la planta y retirar la parte verde. Debe quedar únicamente la parte que parece gelatina transparente. Coloque 1 cucharada de la pulpa, 1 vaso de agua, 1 cucharada de miel y licue. Los preparados como este, deben de consumirse inmediatamente después de licuarlos, debido a que pierden propiedades con forme va pasando el tiempo. En el caso de este licuado, lo puede realizar varias veces al día, sin embargo, es idóneo para consumirse en ayunas.

Agua con limón

El limón contiene mucha vitamina C, por lo que, además de promover la pérdida de peso, también estará reforzando su sistema inmune. Para esta bebida, se requiere agua tibia y el jugo de 1 limón recién exprimido. Se debe tomar en ayunas y no se debe endulzar. Este té ayudará a desintoxicar y limpiar el hígado.

Jugo verde

Actualmente, se sabe que el jugo verde, además de ser una fuente de energía y fibra, también promueve la pérdida de peso si se toma de forma constante y en ayunas. Para preparar este jugo, se requiere de 1 pieza mediana de nopal, 1 rebanada de piña natural, 1 puñado de espinaca y 1 cucharada de salvado de trigo. Coloque todos los ingredientes dentro de la licuadora y agregue 1 vaso de agua. Licue, sirve e ingiera inmediatamente.

Aunque este tipo de remedios son naturales y no provocan efectos secundarios, es importante que, si quiere perder peso, acuda a un especialista para obtener una dieta apropiada. Se recuerda que es de suma importancia que, además de la dieta balanceada, se realice, por lo menos 30 minutos diarios de actividad física. Un cuerpo con un peso adecuado es un cuerpo sano.

Deja una respuesta